fbpx

Comparte este post:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp

¿Te gustaría compartir con tu audiencia más y mejores contenidos? Lo que entregas de forma gratuita en tu web o en redes sociales es la forma de demostrar a tus potenciales clientes que eres experta en tu campo y sabes de lo que hablas. Por eso, la mayoría estamos de acuerdo en que para que nuestros negocios crezcan es necesario compartir mucho y, sobre todo, de mucha calidad. Pero, a la hora de la verdad, te cuesta crear esos textos, infografías, guiones, copy para redes sociales. O, peor aún, los creas, pero no obtienes los resultados que esperabas. Sigue leyendo, que voy a compartir contigo 5 consejos para escribir buenos contenidos.

Escribir buenos contenidos es más fácil de lo que parece

#1. ¿Qué quieres que recuerden?

Si tu contenido va a ser memorable, tus lectores tienen que tener algo que recordar. Antes de empezar a escribir, resume aquella idea con la que deben quedarse en una frase. Cuando la tengas, crea todo tu contenido teniendo presente esa frase.

Por ejemplo, mi propósito es que cuando termines de leer este post recuerdes que «escribir buenos contenidos es más fácil de lo que parece». Por eso, he seleccionado cinco consejos que creo que pueden facilitarte el proceso y convertirlo en algo alcanzable para ti.

#2. Diseña un esquema

Da igual si tienes muy claro lo que quieres decir. La realidad es que solemos irnos por las ramas con mayor frecuencia de la que estamos dispuestas a admitir. Por eso, es importante que elabores un pequeño esquema antes de comenzar a escribir. Recuerda, mientras lo elaboras, tener presente en todo momento la frase que has creado en el paso anterior.

Por ejemplo, al planificar este post yo creé un breve esquema de solo 7 frases cortas: en la primera resumía la idea que quería transmitir en la introducción, a continuación otras cinco por los cinco consejos del post y finalmente una última frase para la conclusión. Realizar ese ejercicio apenas me ha llevado 3 minutos, y te aseguro que me ha ahorrado muchísimo tiempo a la hora de redactar, ¡y mi contenido va directo al grano! Si no hubiera hecho un esquema, seguramente este post sería mucho más largo y tú tardarías mucho más en descubrir que puedo ponértelo muy fácil para que no tengas excusa y crees unos contenidos fabulosos. 😉

#3. Más no es mejor

Simplifica, simplifica todo lo que puedas. Ve directa al grano. Si puedes ampliar mucho, divídelo en varios contenidos más pequeños. Tenemos la manía de pensar que si damos poca información a nuestro público, se va a quedar con la idea de que no le hemos resuelto nada. Al contrario: si aportas solo un poco, lograrás que:

  1. Se queden con ganas de más.
  2. Les quede tiempo para implementar inmediatamente lo que les has propuesto.
  3. Comprueben lo mucho que les ayudas.

Por ejemplo, yo podría haber creado un post larguísimo con innumerables consejos útiles para mejorar tus contenidos. Sin embargo, he preferido dejarlo en solo cinco, un número manejable, que no te abrumará. Así, al terminar de leer te sentirás capaz de mejorar tu proceso de creación de contenidos. Y (espero) tendrás ganas de volver a mi blog porque sabrás que te ayudo. 🙂

#4. Sé auténtica

Mantente fiel a tu estilo y no intentes imitar a otros. Si no eres absolutamente coherente en todos los medios en que te comunicas con tu audiencia, perderás credibilidad ante ellos. Por eso, asegúrate de transmitir tus mensajes con naturalidad.

Por ejemplo, como puedes comprobar en este post mi estilo suele ser bastante cercano y desenfadado, pero no demasiado informal. Creo que eso se transmite por igual en mis textos en redes y en mis vídeos. Y eso sucede porque intento ser yo misma ante todo. Mi forma de pensar, sentir y hablar impregna todos mis posts.

#5. Revisa

Un contenido de calidad no contiene errores, o contiene los mínimos errores posibles (porque tampoco somos robots, y a veces nos equivocamos). Por eso, te recomiendo que revises bien tus textos antes de publicarlos. Si vas a grabar un vídeo o un podcast, si no es en directo es una buena idea que lo revises y edites si es necesario.

Como es difícil mantener distancia respecto de tus propios textos, te recomiendo que no los revises inmediatamente después de escribirlos. Deja pasar unas horas, un día si te es posible.

Es más fácil de lo que parece

Escribir buenos contenidos es más fácil de lo que parece: solo tienes que tener presentes estos tips y practicarlos hasta que los integres completamente como hábitos. ¿Tienes dudas y necesitas ayuda? Puedes unirte a mi grupo de trabajo gratuito e intentamos resolverlos.

Guía 7 trucos

Deja de sentir que te faltan horas para escribir

En esta guía, encontrarás mis 7 trucos infalibles para escribir más en menos tiempo. ¡Déjame tu correo y te la mando!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Te apetece que charlemos?

Si quieres, puedes contactar conmigo por cualquiera de estos medios. Resolveré todas tus dudas lo antes posible.

© Mer Flores - Todos los derechos reservados

En esta guía, encontrarás mis siete trucos infalibles para escribir más en menos tiempo. 

Deja de sentir que te faltan horas para escribir

Guía para escribir más en menos tiempo
Ir arriba