fbpx
Mer Flores

Para qué sirven las redes sociales en tu comunicación online

Comparte este post:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp

Cuando se trata de dirigirse a un público con el propósito que sea (compartir tus ideas y tus creaciones, o promocionar tus productos y servicios), la mayoría de las personas optan por las redes sociales. Es una plataforma sencilla y al alcance de todes; sin embargo, no siempre es el medio idóneo para todos los propósitos. ¿Te gustaría saber dónde invertir tus esfuerzos para trabajar lo menos posible en la promoción pero con los máximos resultados? En este post te cuento para qué sirven (y para qué no) las redes sociales en tu comunicación online.

Para qué sirven las redes sociales

Ventajas y desventajas de las redes sociales en tu comunicación online

Una estrategia de comunicación en redes tiene sus pros y sus contras, como te detallo en la siguiente tabla:

VentajasDesventajas
Probablemente ya las estás usando de forma personal y conoces su funcionamiento básico.No siempre es fácil hacer la transición de un uso personal de las redes (por ocio) a un uso estratégico (por negocio).
En principio, en redes tienes mucho público disponible, esperando a que lo encuentres.Puede ser muy complicado llegar al público que realmente deseas y no solo a los amigos de tu familia y amigos.
No requiere mucha preparación: simplemente abres una cuenta y ya está listo.Las redes pueden llegar a absorber gran parte de tu tiempo, restándote disponibilidad para otras acciones que son necesarias para una buena presencia online.
Tampoco requiere inversión económica, lo que es ideal cuando estás empezando.Podrías llegar a necesitar invertir en publicidad para lograr el alcance que necesitas.

¿Merece la pena?

Yo creo que sí, sin duda alguna las redes sociales merecen mucho la pena. Solo tienes que tener claro que:

  • Lo ideal es combinar el uso de las redes sociales con otras estrategias.
  • Si no tienes claros tus objetivos, tus resultados serán menores y menos medibles,
  • Las redes sociales son perfectas para determinados objetivos y no tan buenas para otros.

Para qué (sí) son útiles las redes sociales para tu comunicación de marca

  • Para encontrar a personas que te necesitan (aunque todavía no lo saben). No te están buscando, ni siquiera son conscientes de que tienen un problema. Pero ya están en redes sociales. Puede que se encuentren con tu cuenta por casualidad y les llame la atención, puede que algún conocido suyo comparta tus contenidos… Esta persona necesita hacer un viaje más largo, pero sí, puede acabar convirtiéndose en tu cliente.
  • Para encontrar a personas que ya se interesan por tu tema (y buscan, en principio, contenido gratuito). Este detalle es muy importante. Hay personas que son muy conscientes de su propio interés por un tema o de que tienen un problema que resolver, pero no buscan soluciones de pago (al menos, en principio), solo información. Puede que si logras establecer la suficiente autoridad y confianza con tu contenido, se plantee trabajar contigo en un futuro, pero justo en este momento no está en búsqueda activa.
  • Para ganar autoridad en tu sector. Si compartes de manera frecuente contenido de auténtico valor, tu perfil estará lleno de pruebas de que eres experta en tu sector. Cada persona que comparta ese contenido está reforzando tu autoridad.
  • Para conocer mejor a tu cliente ideal (y, por lo tanto, ser más efectiva en tus acciones). Porque las redes sociales te dan la posibilidad de interactuar con personas que te siguen porque les interesan tus contenidos. Así, puedes aprovechar esta circunstancia para lanzarles preguntas. ¿Cómo se sienten? ¿Qué creen que necesitan? ¿Qué otros temas les interesan? Es una fuente de información completamente gratuita que a menudo desaprovechamos.
  • Para empezar a trabajar en la prueba social. Obviamente, nadie obtiene cientos de testimonios de la noche a la mañana. Pero fíjate en esto: es mucho más fácil conseguir un seguidor en redes sociales que un cliente. Tal vez no puedas decir aún que tienes varios centenares de clientes satisfechos, pero sí que podrías intentar recibir comentarios agradecidos de tus seguidores. ¡Ese es un primer testimonio del que partir! Además, según va subiendo tu número de seguidores en esa red, también creces más rápido, por el efecto de prueba social («si le sigue tanta gente, por algo será»). No te obsesiones con esa cifra (siempre se crece más despacio al principio), pero trabaja en ella, sin prisa pero sin pausa.
  • Para informar de promociones puntuales. ¡Ojo! Puntuales. Tienes que tienes en cuenta que en tus redes sociales el contenido promocional debería ser ocasional, casi anecdótico. Nadie entra en redes sociales pensando «a ver qué me venden hoy». En redes normalmente queremos entretenernos o descubrir información interesante, pero no buscamos que nos vendan. Si tus seguidores detectan que casi todo el tiempo estás simplemente promocionándote, perderán el interés y dejarán de seguirte o de interactuar contigo.
  • Para guiar a tu público hacia otras estrategias. Aunque tu público normalmente no verá con buenos ojos que te pases el día hablando de tus promociones y productos de pago, sí que puedes aprovechar las redes para conducirles al siguiente nivel de intimidad contigo: descargarse un recurso gratuito, suscribirse a tu lista de correo o entrar en un grupo privado.

Para qué NO son útiles las redes sociales

  • Para que te encuentre alguien que sí está buscando activamente lo que tú ofreces. Piensa: cuando sabes que estás buscando una solución para un problema determinado, ¿a dónde acudes? ¿A Instagram? Seguramente no. La mayoría de la gente, cuando busca información sobre un tema, acude al trío de ases: Google, YouTube o Pinterest (el buscador tradicional, el buscador de vídeo y el buscador visual). No tienes por qué posicionarte en los tres (yo te recomiendo priorizar), ni es una tarea rápida, pero precisamente por eso deberías trabajar en estar presente y bien posicionada en alguno de estos tres buscadores, sin prisa pero sin pausa.
  • Para causar una primera impresión superprofesional. Tu público no confiará en tu en redes si no muestras tu lado más humano. Por eso, no deberías crear un perfil hiperperfecto. Para ser superprofesional tienes tu web, en redes el estilo comunicativo debería ser otro.
  • Para recordar constantemente todas tus estrategias y eventos de marketing. Primero un webinar, luego un ebook gratuito, luego un reto en tu grupo privado… Obviamente realizarás muchas acciones de marketing. ¿Puedes contarlo en redes sociales? Por supuesto. ¿Debes pasarte dos semanas recordando que tienes un webinar? No te lo recomiendo. Yo misma he caído en este error, ojo, pero me he dado cuenta de que es mucho mejor que en tu cuenta solo haya una publicación visible sobre cada acción promocional. Así tus seguidores siguen quedándose, sobre todo, con la calidad de tus contenidos y no tanto con el hecho de que te autopromocionas. ¿Cómo consigues público para tus eventos, entonces? A través de otras estrategias, como tu lista de correo, tus grupos privados, publicidad o contenido efímero como las Instagram Stories (ojo, sin pasarte).
  • Para conseguir allí todas tus ventas. Obviamente, si tienes un negocio necesitas vender de forma constante, todas las semanas y todos los meses. Pero no deberías estar publicando promociones en tus redes todas las semanas y todos los meses, ¡corres el riesgo de que tu público deje de seguirte y de interactuar contigo! ¿Cómo consigues esas ventas constantes, entonces? A través de otras estrategias de comunicación, como tu lista de correo o tus grupos privados.

¿Lo ideal? Combinar estrategias, pero con cabeza

Las redes sociales son muy útiles, pero si son la única base de tu comunicación online probablemente te costará crecer. Como habrás visto en los consejos que te he dado más arriba, yo recomiendo que comiences con redes sociales, por supuesto, pero que a continuación empieces a desarrollar otras estrategias que te ayudarán a obtener los máximos resultados con la mínima inversión tanto de tiempo como de dinero.

Muchas personas, sin embargo, se sienten abrumadas: «¡Pero si las redes ya me quitan muchísimas horas! ¿De dónde voy a sacar tiempo para otras formas de comunicación?». Si te sientes así, probablemente tu estrategia no está siendo la adecuada y necesitas mejorarla. En mi escuela Creadoras de contenido puedes aprender cómo desarrollar todo tu sistema de comunicación online de forma que de verdad les saques partido a las redes y a otras formas de comunicación para que obtengas los resultados que tú necesitas, pero sin volverte loca en el intento, ¡con cabeza! 😉 Puedes encontrar toda la información en este enlace.

Guía 7 trucos

Deja de sentir que te faltan horas para escribir

En esta guía, encontrarás mis 7 trucos infalibles para escribir más en menos tiempo. ¡Déjame tu correo y te la mando!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

En esta guía, encontrarás mis siete trucos infalibles para escribir más en menos tiempo. 

Deja de sentir que te faltan horas para escribir

Guía para escribir más en menos tiempo
Ir arriba