fbpx

La polémica de Reels, tus valores y tu comunicación

Comparte este post:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on telegram
Share on whatsapp

Tu marca tiene unos valores y no solo sirven para ponerlos en tu página «Sobre mí» o para un post resultón y profundo en tu feed de Instagram. En realidad, los valores de tu marca personal son una herramienta superpráctica que te ayuda, entre otras cosas, a tomar decisiones de negocio… y de comunicación. Y en este episodio del podcast te pongo un ejemplo que te lo mostrará de forma mucho más clara.

¡Dale al play y etiquétame en redes contándome qué te ha parecido el episodio!

También puedes escuchar el episodio en Spotify, Apple podcast, Spreaker, Ivoox, Podimo o buscando «Contenidos creativos» en tu aplicación favorita.

Transcripción del episodio

Disclaimer: Contenidos creativos se ha creado como podcast y está diseñado para ser escuchado, no para ser leído. Así que te animo a que escuches el audio, que incluye matices de voz, efectos sonoros y énfasis en determinadas frases. Todo esto permite identificar, por ejemplo, una broma, que no debe ser entendida literalmente, lo que no sería posible por escrito. He generado esta transcripción con un software de reconocimiento de voz y puede contener errores. Por favor, comprueba el audio correspondiente antes de citarme en cualquier publicación.

[Las autoridades sanitarias advierten que este podcast puede aumentar seriamente tu creatividad].

Presentación

En este episodio te hablo de valores y de límites y te cuento una anécdota curiosa y un poco… surrealista que me sucedió el otro día gracias a mis stories de Instagram y a Instagram Reels.

¡Empezamos!

Esto es Contenidos creativos con Mer Flores, un podcast donde aprender a ser más creativa en tu comunicación online.

Hola, ¿qué tal? Soy Mer Flores, y aquí estoy, una semana más, dispuesta a inspirarte hablando de creatividad y contenidos.

Antes de entrar en el tema de hoy, quiero recordarte que puedes suscribirte al podcast en Spotify, Apple podcast, Spreaker, Ivoox, Podimo o buscando «Contenidos creativos» en tu aplicación favorita. También puedes encontrar el podcast con su transcripción en mi web, pero si te suscribes por correo lo vas a recibir cada semana en tu email en cuanto esté publicado y, sobre todo, con un montón de comentarios extra.

¡Venga, vamos a por el tema de hoy!

La polémica sobre Reels

Lo primero, voy a contarte una anécdota.

Mis stories de la semana pasada

La semana pasada hice unas stories contando cómo Instagram Reels es un formato que supone una muy buena oportunidad, desde mi punto de vista, para conseguir visibilidad. Es un formato que a mí me permite ser creativa y, que lejos de ser una moda, me parece que ha venido para quedarse. Obviamente, esa es mi opinión sobre Reels.

Ya sabes (porque hablé de ello en el episodio 5 de este podcast) que yo no creo que hacer Reels sea obligatorio. Si ves que no te conecta nada este formato, o que no te sientes cómoda, o que lo vas a pasar fatal… ¡tranquila! No hagas Reels. Por cierto, te dejo el link al episodio 5 donde hablo sobre esto.

Pero la verdad es que mi experiencia personal, como Mer, es que yo me resistí durante un tiempo a hacer Reels, pues porque no me convencía, porque sí, me parecía que era un formato que no veía claro, porque además venía de TikTok y a mí TikTok no me había conectado nada… No me gustaba el afán de la gente por hacer bailes, transiciones supervistosas y señalar carteles… y no acababa de ver que fuera una vía comunicativa para mí. Pero la verdad es que acabé experimentando, encontrando mi manera de comunicar para Reels y ahora es uno de mis formatos favoritos.

Pero es que no solo es mi experiencia personal. En mi experiencia profesiona, como experta en contenidos estratégicos, pienso que Reels es una herramienta superpotente. Que, obviamente, luego puedes sacarle partido… o no. Que una cosa es que decidas hacer Reels y otra muy diferente es que seas capaz de hacer Reels con estrategia y con mucha cabeza.

Bueno, pues más o menos de eso es de lo que yo estaba hablando en mis stories el otro día.

La seguidora enfadada

Y bueno, ya sabes que en las stories hay disponible siempre una cajita abajo para enviar a la persona que sea. Que a mí, por ejemplo, me encanta que la uséis conmigo porque lo que más me gusta de stories es precisamente su capacidad de generar conversaciones. A mí me encanta charlas con la gente que me sigue y que me ve en Instagram.

Bueno, pues a esas stories que te estoy contando me responde una persona. Y me respondió en estos términos:

(Por favor, perdóname por el tono, pero lo que digo a continuación son palabras suyas y no mías).

  1. Que Reels le parecía una «chorrada para poner las cosas fáciles a la gente que ya no se esfuerza ni en leer un post corto». (Aquí te hago el inciso de que no sé por qué ponerles las cosas fáciles a tu público es un problema, la verdad).
  2. Que Reels es «una moda que le hace la competencia a TikTok con muchos filtros y gilipolleces y crear contenido para que lo consuman sin pensar».
  3. Que no le parece que el contenido de Reels pueda ser educativo, «porque se lo das todo masticado al público». (De nuevo vuelvo a hacer un inciso: no sé por qué es un problema darle el contenido bien masticado al público para que pueda… digerirlo fácilmente).
  4. Que el consumidor de Reels «ni lee, ni reflexiona, ni lo busca».
  5. Esta persona afirma que prefiere «dejar Instagram antes que vivir en un TikTok 2.0».
  6. Que ella puso un Reel enseñando la playa y tuvo mucho más resultado que sus otras publicaciones que sí que tenían contenido, «porque la gente no quiere pensar».

Te acabo de resumir mucho, mucho, mucho las opiniones de esta persona, porque la verdad es que se explayó bastante en los mensajes y hubiera sido demasiado largo leerte todo lo que me escribió.

Cómo viví yo esta situación

Y ahora te cuento cómo lo viví yo. Porque para mí una de mis obsesiones, seguro que ya lo sabes, es conectar con mi comunidad, con la gente que me sigue. Por eso siempre te estoy animando para que me etiquetes en stories diciendo que estás escuchando este podcast, por ejemplo. (Y sí, esto es un guiño para que lo hagas ahora mismo). 😉

Así que para mí cada mensaje privado por Instagram, por Telegram o por email vale ORO, e intento poner corazón en cada una de las respuestas.

Así que mi primer impulso fue intentar ayudar a esta compañera, porque me suena mucho su mensaje, porque lo he escuchado muchas veces. Esa agresividad al expresarse y ese resentimiento que se lee hacia un formato y hacia el público que lo consume no es más que frustración. Y así se lo señalé: le dije que leía eso en su mensaje y que entendía que estuviera enfadada porque funciona un formato que ella no acaba de entender.

Esta persona seguía muy irritada mandando mensajes diciendo que la gente no quiere pensar, que solo quiere consumir rápido, y bueno… seguía enrocada en esta línea.

El momento de marcar límites

Y fue ese el punto en el que yo decidí marcar límites.

A mí me hubiera gustado mucho ayudarla, hubiera estado dispuesta a echarle un cable y, de hecho, como me encanta mi trabajo, más tarde (después de terminar esta conversación) entré en su cuenta y lo entendí todo. Entendí su frustración, porque no solo no estaba enfocando bien Reels: es que sus otros contenidos no le funcionaban porque tampoco estaban bien enfocados. Y le resultaba más fácil echar balones fuera y culpar al público, claro.

Pero esta persona no quería ayuda. Estaba enfocada, al menos en este momento, en su enfado con Reels y con los consumidores de Reels. Así que yo lo que hice fue decirle que no iba a continuar la conversación porque no me gusta que se hable mal de los consumidores.

Obviamente a ella no le gustó, y lo que hizo fue decirme que me iba a dejar de seguir inmediatamente. Estaba enfadada, por supuesto. Y aquí te mando un mensaje de calma, querida. Siempre digo que todos y cada uno de tus seguidores cuentan y son importantes, pero quien no conecta con tu mensaje y con tus valores y quiere marcharse, ¡es absolutamente maravilloso! Porque no quieres una comunidad grande; lo que quieres en una comunidad que conecte contigo.

Por qué son importantes tus valores de marca

Y por eso hoy quería hablarte de los valores que tienes como marca, que son superimportantes para una buena comunicación.

Ojo, que no me estoy refiriendo a los valores que tú tengas como persona, porque además esto es mucho más difícil de transmitir y de comunicar. Ten en cuenta que las personas somos seres complejos, no siempre coherentes y cuya personalidad se compone de un montón de capas que veces se superponen, a veces se apoyan unas sobre otras…

Pero una marca es diferente.

Ejercicios para descubrir tus valores

Mira, te voy a proponer un ejercicio. Entra en Google y busca una lista de valores. Simplemente busca una lista cualquiera donde se enumeren distintos valores que pueden tener los seres humanos. Y ahora, repasa esta lista y piensa con cuántos de esos valores te sientes más o menos identificada.

La realidad es que, como personas, la mayoría de nosotras conectamos con todos o con casi todos. Porque al fin y al cabo los valores son algo aspiracional. Y sí, puede que haya unos cuantos que a lo mejor no conecten contigo, pero la inmensa mayoría son valores que compartimos casi todos.

Entonces, lo realmente importante no es con cuántos valores estés tú de acuerdo. Lo importante es qué valores van a ser prioritarios para ti.

Y en este caso, lo importante es qué valores son prioritarios para tu marca. Porque no es posible tener todos los valores y reflejar todos los valores en tu comunicación todo el tiempo.

Y los valores, para una marca, son una herramienta que te ayuda a comunicar mejor y de forma más consistente. Así que tienes que seleccionar unos pocos valores para tu marca, para transmitir de manera profesional.

Hay un montón de ejercicios diferentes para conseguir dar con estos valores. Y te voy a decir una cosa: si estás suscrita para recibir este podcast por email, ¡estás de suerte! Porque en el email de esta semana te envío uno de esos ejercicios para encontrar tus valores de marca.

Ya tengo mis valores, ¿y ahora, qué?

Y una vez tengas fijados esos valores, ¿para qué te sirve? ¿Para ponerlos en tu página «Sobre mí» en tu web? ¿Para hacer un post superprofundo en Instagram donde cuentes lo importante que es para ti la solidaridad, o la ecología, o la honestidad, o la defensa animal?

No, así no tendría ningún sentido. Y tus valores serían mero postureo.

Los valores como herramienta de tu marca personal

Los valores, te he dicho antes, son una herramienta que te ayuda a comunicar mejor como marca. Y, por lo tanto, tus valores tienen que tener una aplicación en tu comunicación. Tus valores tienen que intuirse en toda tu comunicación.

  • Tus valores tienen que estar presentes, por ejemplo en tu storytelling. Así que no solo tienes que hacer storytelling para conectar, para compartir con tu audiencia, sino que además tienes que asegurarte de que en todas las historias que cuentas esos valores que tú has marcado como principales para tu marca están respetados y, es más, los prácticas de forma activa.
  • Esos valores también tienen que conectar con tu forma de hacer tu trabajo. Da igual a qué te dediques. ¿Cómo aplicas de manera práctica ese valor a tu forma de trabajar? Tienes que encontrar esa manera, y si no lo sabes, si no te surge la respuesta inmediatamente, tienes que parar, reflexionar en cómo vas a aterrizar ese valor en tu forma de realizar tu trabajo. Porque si no lo haces así, el mensaje que estás transmitiendo no es coherente.
  • Por último, tus valores también tienen que pautar tu comportamiento. Porque son una herramienta que te ayuda a la toma de decisiones en tu negocio.

Ejemplo práctico: ¿despreciar a tu público?

Y aquí te lo aterrizo de nuevo en el ejemplo de lo que te he contado hoy.

Uno de mis valores de marca es el respeto. Para mí es esencial el máximo respeto, en general hacia todos los seres humanos y los seres vivos, si me lo permites; pero también creo que hay actitudes y acciones que no se pueden tolerar. Especialmente, las que quebrantan valores que yo considero esenciales, como este.

Y hay algo que, la verdad, detecto mucho en algunas emprendedoras y que me preocupa, y no sé si a ti te pasa lo mismo.

Veo que hay una serie de emprendedoras (de emprendedores, pero yo me dirijo a mujeres, por eso hablo en femenino), veo que hay una serie de emprendedoras que desprecian a su público. Y la verdad, a mí esto me deja un poco en shock. Me deja en shock porque no lo puedo comprender, no me entra en la cabeza, no veo ético que vendas o que intentes vender nada a gente a la que no respetas, que te parece idiota o que piensas que no piensa.

La verdad es que, además, me parece que esto de despreciar o culpabilizar a tu público es una manera de eludir tu propia responsabilidad. Es decir, tú debes ser proactiva y debes buscar cómo encontrar el público que de verdad te gusta, con el que de verdad te sientes bien, para poder ayudarlo, para poder guiarlo, para poder acompañarlo. Ya basta de echar balones fuera. Responsabilízate de tu propia comunicación.

Para mí es un valor fundamental que las emprendedoras, que los negocios, respeten al máximo a su audiencia, a su público. Que al final, sí, es cierto, tú eres una experta en aquello que haces, y tu público no tiene porqué saber tanto como tú. Pero es solo en esa área en la que hay una cierta jerarquía. Realmente, tu público son seres humanos, son personas que se merecen el máximo respeto hasta que se demuestre lo contrario. Oye, que no seré yo la que diga que hay que tolerar determinadas actitudes contrarias a los derechos humanos o en general actitudes pues… tóxicas.

Me encanta mi comunidad 😊

Aprovecho para decir que yo estoy infinitamente agradecida por la comunidad que tengo. Tengo la suerte de que la anécdota que te he relatado hoy es solamente eso: una anécdota. Porque normalmente mi experiencia en stories, en mensajes privados, en emails, en mensajes a mi Telegram… es superpositiva. Estoy feliz de la comunidad que tengo, la disfruto muchísimo, y es uno de mis motivos para hacer cada día mi trabajo, con mucho esfuerzo, sí, pero con una enorme sonrisa. 😊😊

Querida, si tu comunidad no te hace feliz, tienes mucho en lo que pensar.

¡Se acabó!

¡Y esto es todo por hoy!

Me encantará saber que me has estado escuchando, así que ¿por qué no me etiquetas en tus stories y me lo cuentas? ¡Venga, que estoy deseando charlar un rato contigo!

Ya sabes que puedes suscribirte al podcast en tu aplicación favorita o en mi web, pero si estás suscrita a mi lista de correo, lo vas a recibir siempre con algún pequeño extra en cuanto esté publicado.

Te deseo que tengas una semana supercreativa. Te espero en el siguiente episodio y, hasta entonces, ¡que la Musa te acompañe!

¡Hola, soy Mer! 😊

Aquí comparto contigo sobre:
🚀 Estrategia de contenidos.
⭐️ Comunicación creativa, honesta y que conecta.
👀 Visibilidad & estrategia para mujeres con valores.
♥️ Te ayudo a que crees un contenido 🥰.

Te regalo esto 👇

7

Curso gratuito: aprende a crear el plan de contenidos que sí lograrás cumplir

¿Te cuesta planificar lo que vas a publicar en redes, en tu blog o en tu email marketing y, cuando lo haces, no logras cumplirlo? Con este curso gratuito de 5 días aprenderás una nueva forma de organizarte que sí funciona.

La responsable de tus datos seré yo, Mer Flores. Estos serán enviados a Active Campaign, con el fin de poder enviarte correos electrónicos con mis contenidos, consejos y promociones de mis productos y servicios. Puedes darte de baja en cualquier momento y ejercer tus derechos de acceso, rectificación, oposición o cualquier otro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Te apetece que charlemos?

Si quieres, puedes contactar conmigo por cualquiera de estos medios. Resolveré todas tus dudas lo antes posible.

© Mer Flores - Todos los derechos reservados

Ir arriba

¿Estás harta de planificar tus contenidos y luego ser incapaz de cumplirlo? Con este curso gratuito de 5 días vas a comprobar que un plan adaptado a ti es más sencillo de lo que crees.

La responsable de tus datos seré yo, Mer Flores. Estos serán enviados a Active Campaign, con el fin de poder enviarte correos electrónicos con mis contenidos, consejos y promociones de mis productos y servicios. Puedes darte de baja en cualquier momento y ejercer tus derechos de acceso, rectificación, oposición o cualquier otro.